Momentos

La razón por la que no escribo no es que tenga el síndrome de la página en blanco, es más, creo que un día de estos me voy a ahogar en este montón de palabras e ideas que me invaden la cabeza, tampoco es debido a que no tenga tiempo para escribir,  lo que en realidad me pasa es que me faltan momentos.

thEYG8NFXA

Esos momentos en los que dispones de una hora u hora y media en la que sabes que nadie te va a molestar y puedes dedicarla a escribir, pero se está convirtiendo en misión imposible hacerlo, en el trabajo no me da la vida, estoy empachada de números, de liquidaciones, de escritos, de cartas de despido de cálculos de  indemnizaciones….empachada y harta, cuando me pongo a pensar que esto se acaba me da un bajón terrible para a continuación levantarme el ánimo diciéndome, seguro que es para mejor, seguro que encuentras ese curro con el que llevas soñando 20 años y entonces me consuelo un poco para a continuación hundirme del todo cuando veo que existen 4.000.000 de personas desempleadas que están esperando antes que yo, sin mencionar lo duro que es ver la cara de la gente cuando se lo comunicas aún sabiendo que tú no puedes hacer nada para evitarlo.

th6RAQ3Q4B

Salgo de currar y toca ir a casa donde tengo LA BERREA, que es ese periodo de celo del ciervo rojo y que debe su nombre al sonido gutural que emiten los machos. Si ya se que se da a comienzos del otoño boreal, ósea finales de septiembre que es cuando los machos se encuentran en su máximo esplendor e intentan adueñarse del territorio. Las demostraciones de poder de los machos incluyen los berreos y luchas rituales, en las que utilizan su cornamenta.

No, no he adoptado ningún ciervo últimamente, mi Berrea es humana, y se da constantemente entre mis dos hijos mayores, el recién regresado del exilio y el mediando luchando ambos CON SU CORNAMENTA cuerpo a cuerpo y de manera constante por el territorio, el mayor intentando reconquistar el espacio perdido después de años de ausencia y el mediando defendiendo todo de lo que se ha ido apropiando debida o indebidamente a lo largo de este periodo.

Así que es entrar por la puerta de casa y vestirme de negro, coger el silbato y la cartulina roja y amarilla y actuar como un árbitro en esta lucha constante que mantienen y no hace falta que os cuente como acaba el árbitro en un partido… !lleno de mierda y siendo el malo¡.

Y en mis ratos libres, entre despido y despido y berrea y berrea miro el móvil para ver si aparece de una vez ese mensaje que llevo tanto tiempo esperando, en mi fuero interno comprendo y entiendo el silencio aunque me cuesta aceptarlo pero no por ello dejo de mirarlo cada 5 minutos por si acaso.

Anuncios

30 comentarios en “Momentos

  1. Los otros millones de parados estaban ahí antes que tú, pero no son mejores que tú. Eso es lo que te diferencia de ellos. Lo de la berrea, supongo que es una etapa que cuesta digerir, sobre todo cuando viene acompañada de más malos momentos. Ojalá te llegue pronto ese mensaje. Mientras tanto, seguiremos esperando que tengas esos momentos para poder dedicarnos unos minutos de tu vida y sentirnos un poquito más cerca de ti. Besitos tejas.

    Le gusta a 1 persona

      1. Creo que Chus y yo podríamos ayudarte con los problemas que tienes, a tus hijos les podemos dar un susto (pequeño) y seguramente exigir a quien sea que te mande ya el dichoso mensaje. Puede que lo hiciéramos hasta gratis con tal de tenerte de nuevo por aquí.

        Le gusta a 2 personas

  2. La vida es algo así como una colección de “momentos”, momentos en su más ámplia variedad y textura. Este momento de berreos de tus hijos, es uno más de los muchos vividos y por vivir, lo mismo que el momento de esperar una llamada telefónica, o el de estar empleado, o el de estar desempleado. Pero déjame decirte amiga, que los “momentos”, todos, tienen también su fecha de caducidad. Solo debes tener un poco de paciencia y verá llegar a tu vida otros momentos quizás más gratos.
    Entre tanto, nosotros, tus lectores-admiradores, disfrutamos de estos maravillosos momentos de tenerte para nosotros.

    Le gusta a 2 personas

      1. Pues no sé porqué se me catalogó como “ANÓNIMO”. Probablemente algo estoy haciendo mal. Estas son las consecuencias de ser un semianalfabeto digital jajaja.
        Recibe un cordila y afectuoso saludo de elplayerofeliz.

        Le gusta a 1 persona

  3. Vamos a ver, acabo de consultar mi tarot y ha salido la carta del sol:

    Eso quiere decir que tu futuro será brillante en todos los aspectos entretanto, procura que este presente no acabe con tu optimismo, pero si hay riesgo de ello aquí te envío la baraja entera para que se la tires a la cabeza al primero que te moleste.

    ¡¡Un abrazo!! y como diría Chus… “Suerte”

    Le gusta a 2 personas

  4. Que sí mujer… que todo vuelve a su ser. Como dice mi santa madre ” si está todo inventaoooooo…”. O “nunca llovió que no escampara”. Pues eso.
    A tus hijos mándalos un rato a paseo, mira que son coñazo los adolescentes y preadolescentes cuando se lo proponen.
    Un beso gordo, de esos que reconfortan 😀😀😀

    Me gusta

  5. A veces todo parece ponerse en contra y entonces nos preguntamos “¿por qué a mí?”. Es curioso que cuando nos pasan cosas buenas nunca nos hagamos esa pregunta. Por eso lo más inteligente es afrontar los sucesos según van llegando, sin catalogarlos, dándoles salida con mejor o peor fortuna. Pero nunca dejar de movernos, seguir la filosofía del tiburón.

    Le gusta a 1 persona

  6. AY, a mi en verano me pasa siempre lo mismo. El verano pasado estaba en otro blog, y tuve que parar en agosto porque no podía mas. Y este año he intentado organizarme pero es que no me da la vida. Estamos en temporada lata, hasta arriba, y el poco tiempo libre que tengo, me voy con el niño a la piscina o la playa. Vamos, que para el blog tengo poco tiempo y tengo mil entradas de las demás, pendientes para leeros. Intento hacerlo,pero es que no me da la vida, literal. En octubre a ver si logro estar al dia con todo… Animo.

    Le gusta a 1 persona

  7. Dónde tenías a tu hijo exiliado? Es normal que luche por su territorio jejejeje y el otro le dirá quien se fue a Sevilla perdió su silla ays encima los dos machitos, debes acabar fatal, con ganas de tener tu espacio, tu momento de soledad, de reflexión 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s